Su aroma dulce, balsámico y amaderado es suavizado por una nota cremosa. Se le reconocen propiedades terapéuticas para tratar arrugas, la piel cansada e inflamada, picores, tratar varices y aliviar neuralgias. Además de reducir el estrés como sedan